La propuesta, que fue acordada entre la Comuna y el Centro de Panaderos local, permite que los vecinos puedan adquirir todos los días, en dos franjas horarias distintas, un producto de calidad a un 50 por ciento menos de su valor tradicional

 

El Municipio de Almirante Brown, que conduce Mariano Cascallares, informó que los vecinos podrán adquirir todos los días pan francés a mitad de precio, en comercios dE las localidades de la Comuna.

La iniciativa impulsada por la Secretaría de Producción y Empleo local se enmarca en el programa “Pan a Mitad de Precio”, que consiste en la comercialización del producto a mitad de precio en dos franjas horarias distintas: de 10 a 11 y de 18 a 19 horas.

“Esta propuesta es una más de las que impulsamos desde el Municipio para cuidar no sólo el bolsillo de nuestros vecinos, sino también el de los comerciantes”, destacaron desde la gestión que conduce el intendente Mariano Cascallares.

Según se informó oficialmente, cada comercio adherido contará con un sticker en su vidriera que permitirá a los consumidores verificar que allí se vende el pan, estilo francés, a un 50 por ciento menos de su valor tradicional.

“Esta es una medida que tiene como objetivo tratar de aportarle alguna solución a la economía cotidiana de los vecinos de Brown frente al complejop contexto social y económico”, remarcó el secretario de Producción y Empleo local, Pablo Pernicone.

En este sentido, explicó que durante esas dos franjas horarias se vende pan francés de forma libre, es decir que no hay un stock determinado. “Esto permite que todos los vecinos puedan acceder a este beneficio. Además, es importante remarcar que el producto es el mismo que se vende en cualquier otro horario, con la diferencia que vale la mitad”, apuntó.

Por último, el funcionario local subrayó “el compromiso de los panaderos de acompañar al Estado municipal en este momento”, al tiempo que indicó que también se “está trabajando fuertemente en controles para garantizar la procedencia del pan, principalmente para que todos los comercios puedan tener un certificado en el que figure dónde fueron comprados los productos y si las condiciones de elaboración son las estipuladas”.